congelar

  • ¿Puedo recongelar un pescado o marisco?

    Algunos de nuestros clientes nos han preguntado en fechas recientes si se puede recongelar (volver a congelar) el pescado o el marisco que ha sido congelado anteriormente y posteriormente descongelado. Nuestra respuesta ha sido que es un práctica que no se debe hacer y explicamos en este artículo los motivos de ello.

    Rodajas de merluza. ¿Se puede volver a congelar el pescado o marisco? Rodajas de merluza

    En el proceso de congelación la mayoría de las bacterias sobreviven, pero con las bajas temperaturas se consigue que estén inactivas, con lo que se inhibe su crecimiento, pero no se esteriliza el pescado o marisco. La congelación es un método seguro para conservar los pescados y mariscos ya que consigue que los microorganismos estén en modo latente.

    Una vez que el pescado o marisco se descongela, las bacterias, mohos y levaduras vuelven a estar activos y aumenta su población, es por ello que una vez descongelado debemos tratarlo como un  pescado o marisco fresco, en cuanto a conservación en refrigerador y días de conservación.

    Si lo volviésemos a congelar, congelaríamos un pescado o marisco en el que ya se han desarrollado de forma muy rápida bacterias, por lo que estaríamos congelando un pescado o marisco ya contaminado, que en una segunda descongelación también se volverían a desarrollar de forma muy rápida, lo que supondría un riesgo evidente para nuestra salud.

    Además al congelar por primera vez el agua que tiene el pescado o marisco se convierte en hielo, y los cristales de hielo ocasionan la rotura de los tejidos conjuntivos del pescado o marisco. Al descongelarlo la primera vez, y debido a la rotura de los tejidos conjuntivos que se había producido, se produce un pérdida del agua que estaba contenida en el pescado o marisco, con lo que se produce cierta pérdida del sabor del mismo, así como de sus propiedades nutritivas, pero si éste proceso se realiza dos veces la pérdida será muy notoria, y además con la rotura de tejidos la proliferación de las bacterias se produce a una velocidad mucho más elevada.

    Así pues concluimos que es una práctica que no debes hacer por los dos motivos indicados, riesgo para nuestra salud por la contaminación bacteriana, y pérdida tanto de sabor y textura como de nutrientes.

    Sí podrías volver a congelar si los cocinas previamente ya descongelado.

  • ¿Congelar marisco y pescado para estas navidades?

    Sí, el congelar marisco y pescado puede ser una muy buena solución para ahorrar dinero en las compras de las viandas que estará presentes en nuestras cenas y comidas navideñas. Hoy en el blog te explicamos las técnicas para realizar la congelación de forma correcta.

    Marisco gallego y pescado salvaje en Navidad

    A todos nos gusta disfrutar de un buen marisco gallego y de un buen pescado salvaje en las fiestas navideñas. En muchas familias y grupos de amigos es ya una tradición el comer marisco y pescado en la cena de Nochebuena o en la comida de Navidad. Y es debido a la fuerte demanda por lo que algunas especies de marisco y pescado aumentan sus precios de una manera muy considerable en los días previos a la Navidad.

    Comprar con antelación, una buena solución

    El comprar el pescado y marisco con bastante antelación, por ejemplo comprarlo a lo largo del mes de noviembre y congelarlo, puede ser una muy buena solución para comprar tanto el marisco como el pescado a menor precio, pero para que resulten bien en la mesa debes guardar una serie de consejos en cuanto a la congelación, y que los detallamos a continuación.

    ¿Cómo congelar el pescado salvaje?

    En cuanto al pescado, para congelarlo debe estar perfectamente limpio y eviscerado. Ten en cuenta que la mejor manera de lavarlo es con agua de mar. Lo siguiente es secarlo y envolverlo en un film plástico que debemos colocar muy ajustado, intentando dejar las menores burbujas de aire posible.

    Si lo compras en Fresco y del Mar  te lo podemos enviar envasado en bolsa de vacío, y si lo deseas también fileteado, abierto a la mitad, cortado en rodajas..., para que solamente tengas que introducir la bolsa en el congelador.

    Recuerda también no poner la bolsa del pescado que deseas congelar encima de uno ya congelado, ya que de hacerlo así el pescado fresco descongelaría la capa superficial del congelado, deteriorándose éste último.

    Pescado salvaje: San Pedro salvaje San Pedro salvaje

    ¿Cómo congelar el marisco gallego?

    En cuanto al marisco, el proceso será diferente según del marisco del que se trate.

    • Congelar bivalvos: Los bivalvos, como son los berberechos, navajas y almejas, los debes congelar crudos. Para ellos los debes envolver en un film muy apretado. También si los pides a Fresco y del Mar te los podemos enviar envasados al vacío, para que solo tengas que introducirlos en el congelador.
    • Congelar percebes. Los percebes los debes cocer siguiendo los mismos consejos que los bivalvos.
    Marisco gallego: percebes de Costa da Morte Percebes de Fresco y del Mar de la Costa da Morte
    • Congelar crustáceos. Los crustáceos, tales como la centolla, nécoras, bogavante y camarones, los debes cocer previamente antes de congelarlos. La centolla, nécoras y bogavante, una vez cocidos, los debes envolver en un paño humedecido en agua de mar, o en el agua que hayamos empleado para su cocción. El paño debe estar simplemente humedecido. Posteriormente envolvemos el paño con un film lo más ajustado posible, para evitar las bolsas de aire, y lo podemos meter en el congelador. Recuerda en poner la centolla con las patas hacia arriba, para evitar que se pierda el caldo. Los camarones los debes cocer y una vez escurridos envolverlos en el film dejando también las menores burbujas de aire.
    Marisco gallego: camarón de Fresco y del Mar Camarón de Fresco y del Mar

    Tanto los pescados como los mariscos, para descongelarlos los debes sacar del congelador unas 24 horas antes de su utilización, dejándolos en la nevera.

    ¿Tienes dudas? Contacta con nuestra pescadería online!

    También decirte que para cualquier duda, te puedes poner en contacto con nosotros, tanto en el mail frescoydelmar@frescoydelmar.com, o en el teléfono 698 108 666, y estaremos encantados de atenderte.

  • Congelar pescado y marisco gallego para estas navidades

    Ya estamos prácticamente en el mes de noviembre, un momento magnífico para comprar pescado y marisco gallego para las celebraciones navideñas y así ahorrar dinero al comprarlo antes de las previsibles subidas de precios que se producirán a lo largo del mes de diciembre.

    Comprando por adelantado tenemos que congelar el pescado y marisco. En este artículo os damos una serie de consejos para congelar de forma adecuada el pescado y el marisco.

    Cómo congelar el pescado fresco

    Una vez que el pescado está lavado (lo mejor es lavarlo con agua de mar, tanto por que se conserva mejor, como porque se facilita su manipulación) y eviscerado, debemos secarlo muy bien, y envolverlo con un film muy ajustado, evitando la burbujas de aire. Ya lo tenemos listo para introducirlo en el congelador, pero debemos tener cuidado y no colocarlo encima de otro producto que ya tengamos congelado, pues lo que conseguiríamos es descongelar la capa superficial del producto ya congelado, logrando su deterioro.

    Cuando queramos consumir el pescado, debemos tener en cuenta que lo mejor para su descongelación es dejarlo en la nevera unas 24 horas.

    Cómo congelar el marisco gallego

    No todo el marisco se congela igual:

    • Crustáceos como la centolla (actualmente en veda la centolla de la Costa da Morte), el bogavante, las nécoras y los camarones, se deben congelar una vez que los hayamos cocidos. Para evitar que pierdan sabor, una vez cocidos y ya en frío, los debemos envolver en un paño escurrido, que habremos empapado en agua de mar. Posteriormente los envolveremos el crustáceo ya envuelto en el paño, con un film, que deberemos colocar lo más ajustado posible, evitando las bolsas de aire. De esta forma tenemos los crustáceos listos para introducir en el congelador, y ten en cuenta lo indicado anteriormente para el pescado, en  cuanto al no contacto con un producto ya congelado y el consejo para su descogelación, indicaciones que debes respetar para cualquier producto que desees congelar. También ten en cuenta que la centolla la debes congelar con las patas hacia arriba, para evitar que se pierda su caldo.
    Marisco gallego: Bogavante gallego Bogavante gallego, un marisco exquisito!
    • Los bivalvos tales como berberechos, almejas, navajas y longueirones, los debemos congelar crudos, envueltos en un film bien apretado para evitar las bolsas de aire.
    • En cuanto a los percebes, recomendamos seguir los mismos pasos que para congelar los bivalvos.

     

3 artículo(s)

Proyecto Cofinanciado GALP

Para levar a cabo este proxecto contamos co apoio financeiro da Unión Europea , o estar incluído o obxecto do mesmo dentro da prioridade catro do FEMP, aportando este fondo o 85% (20.349,76€) da axuda percibida para a realización do mesmo

Proyecto Cofinanciado Deputacion A Coruna